Menú

Los niños de Bojayá darán luz a Colombia

Los niños de Bojayá darán luz a Colombia

Por: Daniela Ospina Dávila / @DanielaOspina_

 

Dar siempre es mejor que recibir

Con un acto simbólico cargado de esperanza terminó la jornada de ‘Bojayá se conecta’, en la que el Ministerio TIC y Andired entregaron Internet de Alta Velocidad al municipio.

Durante los días previos al evento, los niños más pilos del Colegio Departamental Cesar Conto, guiados por Camilo Herrera, representante de la Fundación Litro de Luz, aprendieron a convertir lámparas de queroseno comunes en instrumentos que proveen luz a partir de energía solar.

En talleres llenos de abrazos y risas, los niños se apropiaron de la caja de herramientas de Camilo para construir estas lámparas con una consigna:

“Dar siempre es mejor que recibir”.

A pesar de las condiciones adversas que ha enfrentado este pequeño poblado ubicado a orillas del río Atrato, a 4 horas en lancha de Quibdó, los niños construyeron las lámparas llenos de emoción, aun tras saber que estas irían destinadas a otro lugar recóndito del país.

Esta actividad busca que cada vez el acceso a algo tan básico como la iluminación sea masivo. Las lámparas fueron elaboradas en medio de la selva chocoana para después ser traídas a Bogotá y ser subastadas, los recursos obtenidos irán destinados a llevar esta solución de alumbrado a una región del país que lo requiera.

Sherian Mosquera fue seleccionada para ser la embajadora de Bojayá y delegada de esta actividad, su misión es velar para que los recursos obtenidos de la subasta sean usados de forma íntegra y lleguen a las comunidades que lo necesiten.

Antes de saber cómo se destinarían las lámparas que con esfuerzo la pequeña de 9 años y sus compañeros elaboraron durante toda la semana, Sherian le envió un mensaje a esos niños que no conoce pero que ya hacen parte importante de su vida:

“No importa si ustedes no tienen luz, ustedes pueden cumplir todos sus sueños”.

Una frase que conmovió a los organizadores, en especial por la emoción de Sherian al enterarse que los niños de otro lugar de Colombia pronto SÍ tendrían luz y sería gracias a ella y los niños del Colegio Cesar Conto.

 

Para poner a prueba las lámparas, los niños y sus padres fueron junto al equipo que logró ‘Bojayá se conecta’ a Bellavista Vieja, precisamente al lugar que se quedó detenido en el tiempo el 2 de mayo de 2002, cuando en medio de fuego cruzado entre guerrilleros y paramilitares al menos 70 civiles perdieron la vida, en una guerra que no les pertenecía y en la que no tenían culpas.

Después de recordar el pasado y comprometerse con los niños de otro lugar del país en este lugar tan especial, los asistentes de esta pequeña velada abandonaron Bellavista Vieja entre abrazos y optimismo.

Pronto Bojayá nos dará una nueva lección, y serán precisamente sus niños quienes alumbren a Colombia con esa misma nobleza y dignidad que llevan sus padres en la mirada.

Esta primera iniciativa ocurrió en Bojayá pero es sólo el comienzo a una actividad que se replegará por el país, en dónde las comunidades dejarán un presente a la siguiente y todas estarán conectadas alrededor de la práctica de DAR algo preciado.

Fotografías: Daniela Ospina Dávila y @EnamorateDelChocó

LO EXPRESADO POR EL COLUMNISTA NO REPRESENTA LA OPINIÓN DE

EL PALIQUE REVISTA DIGITAL

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook

Twitter @El Palique

Instagram El Palique